DOMINGO XXX TIEMPO ORDINARIO

Jesús le dijo: «¿Qué quieres que haga por ti?»
El ciego le contestó: «Maestro, que pueda ver.»